miércoles, 25 de mayo de 2011

Préstame, Madre...





Préstame, Madre, tus ojos para con ellos mirar, porque si por ellos miro nunca volveré a pecar Préstame, Madre, tus labios para con ellos rezar, porque si con ellos rezo Jesús me podrá escuchar.


Préstame, Madre, tu lengua para poder comulgar pues es tu lengua patena de amor y de santidad Préstame, Madre, tus brazos para poder trabajar, que así rendirá el trabajo una y mil veces mas Préstame, Madre, tu manto para cubrir mi maldad pues cubierto con tu manto al Cielo he de llegar Préstame, Madre a tu Hijo para poderlo yo amar, si Tu me das a Jesús, ¿Que mas puedo yo desear? Y esa será mi dicha por toda la eternidad.


Los invitamos a nuestro sitio en Internet en: http://vmilagrosa.web44.net/1.htm 

Páginas vistas la semana pasada